A puño limpio agarraron a un sargento de la Guardia del Pueblo

A puño limpio agarraron a un sargento de la Guardia del Pueblo

Comandante del destacamento de la Guardia del Pueblo aseguró que el efectivo es una persona intachable y solo quiso hacer una buena acción

Luisana Herice

Luisanahglaverdad@gmail.com

A puño limpio agarraron a un sargento de la Guardia del Pueblo del destacamento de Catia la Mar, por su presunta responsabilidad en el robo a mano armado a 32 pasajeros que salieron del terminal de La Zorra con destino a Barquisimeto.

Se conoció que el Encava, color blanco con rojo, placas 529AA0M, de la línea Unión Marval, salió en horas de la mañana. A la altura del destacamento de la Guardia del Pueblo, el sargento José Guerra detuvo la unidad y le pidió al chofer darle la cola a dos sujetos y una mujer que presuntamente habían sido víctimas del hampa y no tenían como movilizarse.

El conductor accedió a movilizar a estas personas, quienes a punta de pistola robaron a todos los pasajeros cuando entraron al segundo boquerón en la autopista Caracas-La Guaira. Los delincuentes cargaron con celulares, tablet, alimentos, medicamentos, zapatos, dinero en efectivo y hasta con dólares que llevaba un ciudadano panameño que iba en la unidad.

“Accedí a montar a estas personas porque fue un guardia el que me pidió el favor, que iba a saber yo que nos iban a robar”, expresó el conductor.

Los pasajeros enardecidos le dijeron al chofer que debían regresar al destacamento y denunciar lo sucedido.

“El Guardia sabía que iban a robar”

“El guardia nos pichó porque el estaba hablando con esas personas, como es posible que estaban armados y no se dio cuenta, por eso nos devolvimos y le dimos su merecido para que se den cuenta que ya no le tenemos miedo a un uniforme ni a un fusil”, dijo Yvon Rincón, a quien le robaron unas medicinas que le llevaba a su hija y todo el dinero.

Por su parte, Jairo Rebolledo señaló que presenciaron una conversación sospechosa con el efectivo y los choros. “Antes que se subieran estuvieron hablando mucho, eso nos hace desconfiar. Ellos saben que está prohibido subir a personas fuera del terminal, pero el chofer dice que siempre los obligan a montar gente”.

Detallaron que los sujetos se bajaron a pocos metros de salir del túnel y abordaron unas motos que los esperaban. “Cuando decimos cerrar la calle, los guardias comenzaron a amedrentarnos y hasta lanzaron dos disparos al aire”, explicó Jhon Castillo.

A algunos usuarios les causa suspicacia que los delincuentes llegaran preguntando ¿donde están las tablet? y ¿quienes son guardias?. “Entre nosotros si había un guardia, pero no estaba armado, es raro que supieran tanto”.

Coronel Bermúdez: El chofer pudo haberse negado a subir a estas personas

El coronel Gustavo Bermúdez, comandante del destacamento de la Guardia del Pueblo de Catia la Mar, aseveró que el sargento tiene una conducta y trayectoria intachable y solo quiso hacer una buena acción.

“Fue víctimas de las circunstancias, él le explicó al chófer lo que supuestamente les había ocurrido a estas personas, pero era el conductor quien debía decidir si los llevaba o no y no se negó a pesar que conoce la prohibición de subir a personas fuera del terminal, nadie lo obligó a nada”.

Destacó que hay piezas que no cuadran en el caso. “Unos dicen que eran tres e iban de pie, pero el chófer en la entrevista dice que los choros iban sentados detrás de él. Solo Dios sabe lo que sucedió, pero las autoridades se van a encargar de determinar quien es el responsable, se han visto caso donde el conductor y el colector están involucrados en los robos de las unidades”.

El coronel informó que el Ministerio Público conoció el caso y se encargará de investigar lo sucedido. “Si tiene responsabilidad en el hecho pagara porque nosotros vamos en contra de estos actos, pero antes de juzgar hay que investigar. Hay pasajeros que declararon que el colector escondió el dinero, por algo lo hizo”./LH

Con información de La Verdad de Vargas