Para legitimar los acuerdos debe consultarse al Pueblo Soberano

Debe colocarse en primer lugar de la agenda la tragedia social de los venezolanos

En declaración circulada hoy a los medios, la Alianza por el Referendo Consultivo respalda «desde una postura autónoma, crítica y vigilante, la voluntad de ir construyendo acuerdos parciales que se inicia en la Mesa Nacional de Diálogo» y anuncia su «disposición de acompañar, participar, evaluar y contribuir con propuestas en el trabajo de las ocho mesas técnicas planteadas».

La declaración se encuentra suscrita entre otros por individualidades como Enrique Ochoa Antich; por Rafael Marín, Johel Orta y Christian Chirinos del partido  Soluciones; por Juan Barreto, Javier Biardeau, Fabiola González y Héctor Sánchez, del movimiento  Redes; por Gustavo Márquez, Oly Millán, Santiago Arconada y Juan García de la  Plataforma de Defensa de la Constitución; César Mogollón, Luis Felipe Domínguez e Indira Urbaneja, de  Alianza Centro; Douglas Aponte de  Los Comunes

El texto expresa dos preocupaciones:

-Una, que cualquier resolución democrática del conflicto venezolano debe contar con el protagonismo popular para darle legitimidad plena: la ARC insiste y propone a la Mesa la convocatoria de un referendo consultivo para relegitimar todos los Poderes Públicos nacionales mediante elecciones generales y, en general, el uso de la consulta referendaria al verdadero poder constituyente originario para legitimar los acuerdos.

-Otra, que debe colocarse en primerísimo lugar de la agenda, a través de una mesa económica y social independiente de la mesa política y electoral, la tragedia que padece el pueblo, en particular: el hambre, el salario, la escasez de medicamento, el creciente deterioro en los servicios de salud y educación, y el caos en los servicios públicos de electricidad, agua y transporte, concluyendo en un programa de emergencia.

A continuación, el texto completo de la declaración:

Declaración de la Alianza por el Referendo Consultivo en respaldo a la iniciativa de la Mesa Nacional de Diálogo:

La Alianza por el Referendo Consultivo, en cuenta del acuerdo suscrito por el gobierno y los partidos MAS, Soluciones, Cambiemos, Avanzada Progresista, Bandera Roja y Esperanza por el Cambio, expresa lo siguiente:

• El diálogo y la negociación son esenciales a cualquier proceso de cambio democrático y en paz, para evitar escenarios de violencia directa y para superar la violencia estructural y cultural que ya existe: el hambre, la hiperinflación, la carencia de medicinas, el caos de los servicios públicos, y la negación del otro en la política.

• Desde el mismo momento en que presentamos nuestra propuesta de referendo consultivo, sostuvimos que Venezuela requiere un vasto proceso de diálogo y negociación.

• En su momento, vimos con atención las conversaciones entre los Poderes Ejecutivo y Legislativo iniciadas en Oslo y continuadas en Barbados bajo la facilitación del gobierno de Noruega, pero defendimos la necesidad de nacionalizar y democratizar el diálogo.

• Nos preocupó la intransigencia de ambos extremos: uno, pretendiendo perpetuarse en el poder a cualquier costo; otro, empeñado en un «todo o nada» que comenzaba en la capitulación de su interlocutor.

• Observamos la inconveniencia de la asociación de esa oposición con el actual gobierno de EEUU que en plena negociación incrementaba las ilegales sanciones contra Venezuela, en un boicot objetivo al diálogo en marcha.

• Así que la suspensión de esas conversaciones no fue una sorpresa para nosotros.

• Vemos con simpatía la voluntad de diálogo y negociación que se expresa en esta Mesa Nacional y, luego, vemos con interés el contenido de este nuevo acuerdo: la reincorporación del PSUV a la legítima Asamblea Nacional, que puede ayudar en el necesario proceso de reinstitucionalización del Estado; el compromiso de designar un nuevo CNE, que puede contribuir a la reconstitucionalización de las instituciones y rescatar la credibilidad del pueblo en la institución del voto; la libertad de los presos políticos, que puede propiciar la pacificación de la nación; y la defensa de nuestra soberanía, tanto en lo que atañe al Esequibo como al rechazo de las sanciones injerencistas, cuentan con nuestra simpatía y nuestro respaldo.

• Al expresar este apoyo, queremos sin embargo manifestar dos preocupaciones:

-Una, que cualquier resolución democrática del conflicto venezolano debe contar con el protagonismo popular para darle legitimidad plena: insistimos en la convocatoria de un referendo consultivo para relegitimar todos los Poderes Públicos nacionales mediante elecciones generales y, en general, el uso de la consulta referendaria al verdadero poder constituyente originario para legitimar los acuerdos.

-Otra, que debe colocarse en primerísimo lugar de la agenda, a través de una mesa económica y social independiente de la mesa política y electoral, la tragedia que padece el pueblo, en particular: el hambre, el salario, la escasez de medicamento, el creciente deterioro en los servicios de salud y educación, y el caos en los servicios públicos de electricidad, agua y transporte, concluyendo en un programa de emergencia.

Por estas razones y con el propósito de contribuir a una solución política democrática, soberana, constitucional, pacífica y electoral a la grave situación del país, respaldamos, desde una postura autónoma, crítica y vigilante, la voluntad de ir construyendo acuerdos parciales que se inicia en esta Mesa Nacional de Diálogo y anunciamos nuestra disposición de acompañar, participar, evaluar y contribuir con propuestas en el trabajo de las ocho mesas técnicas planteadas en el propósito de que su horizonte sea la realización de la democracia participativa con protagonismo popular y la prioridad en la atención de las necesidades y los derechos fundamentales del pueblo.

Enrique Ochoa Antich

Rafael Marín, Johel Orta y Christian Chirinos, partido  Soluciones

Juan Barreto, Javier Biardeau, Fabiola González y Héctor Sánchez, movimiento  Redes

Gustavo Márquez, Oly Millán, Santiago Arconada y Juan García de la  Plataforma de Defensa de la Constitución

César Mogollón, Luis Felipe Domínguez e Indira Urbaneja, de  Alianza Centro

Douglas Aponte de  Los Comunes

Ana Elisa Osorio, Héctor Navarro y Edgardo Lander.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *