Oposición unida en elecciones parlamentarias y revocatorio a Maduro en 2021: La ruta que propone Jesús Seguías

Durante un foro chat organizado por Foro Hatillano, el encuestador y analista aseveró que hay dirigentes de la oposición que caen en provocaciones y, de la manera más infantil, “toman las decisiones que Maduro quiere que tomen”.

El analista Jesús Seguías sostuvo que, si hay un cambio en el CNE, “el 80% de los venezolanos van a acudir a una elección parlamentaria así no haya elecciones presidenciales, y tengamos por seguro que la oposición puede salir muy bien parada de hacer las cosas correctamente, si escogen bien a sus candidatos”.

Las elecciones parlamentarias “pueden ser más significativas de lo que la gente piensa”, razonó. Si toda la oposición sale a votar “puede obtener nuevamente los dos tercios que le dan mayoría calificada en la Asamblea Nacional”, y “con esos dos tercios la oposición puede convocar a referéndum revocatorio sin necesidad de recoger firmas”.

Si todos reman en la misma dirección ese escenario es altamente probable, aseveró. El próximo año “ya corresponde el referéndum revocatorio” y se puede ir a elecciones.

Durante un foro chat organizado por Foro Hatillano, Seguías aseveró que hay dirigentes de la oposición que caen en provocaciones y, de la manera más infantil, “toman las decisiones que Maduro quiere que tomen”.

“Todos sabemos que el CNE y Tibisay Lucena, antes de dar los resultados de cualquier elección, pasan primero esas cifras por Miraflores”, comentó. Pero ni así pudieron alterar los resultados de las elecciones presidenciales de 2013, que el oficialismo ganó. También recordó que la oposición ganó las elecciones parlamentarias en 2015 y el CNE admitió el resultado, y resaltó que fue el TSJ el que cambió este resultado. “Ellos juegan duro y sucio, sin duda”, indicó, pero de haber habido una participación masiva en las elecciones presidenciales el escenario pudo ser el de Bolivia en 2019.

A su juicio “fue un gran error de la oposición venezolana no haber participado en las elecciones de 2018”, porque Maduro pudo haber perdido por amplio margen “y no había manera de que se comiera uno, dos millones, tres millones de votos”. Lo único que hacía falta era que la oposición venezolana se pusiera de acuerdo, con apoyo de la comunidad internacional.

En Venezuela está descartada la conspiración militar “por los niveles de control que tiene el gobierno a través de sus centros de inteligencia”.

“Después de la muerte de Chávez, y a partir de la crisis económica, todo indica que pueden perder todas las elecciones”, y cuando las ganan, “no es tanto por la ventaja que puedan tener”, sino porque la oposición no participa.

Seguías aseguró que lo sucedido con el dirigente opositor Andrés Velásquez en el estado Bolívar “es el primer caso comprobado de fraude”, ya que “los votos que se emitieron se contaron” y el gobierno decidió no reconocerlo porque la diferencia era de un punto. Enfatizó que fue posible conocer ese fraude porque había testigos de mesa de la oposición. “Tener testigos en todas las mesas es un aspecto clave para la oposición venezolana”, resaltó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *