Muchas veces lo políticamente incorrecto es el camino más corto

Por Cesar Alonso

En algunas ocasiones el camino más corto es ser políticamente incorrecto. Manuel Rosales participando en las elecciones del año 2006, poniendo en juego todo su prestigio introdujo a la oposición por el camino democrático que conduciría años después a la victoria del año 2015 en las elecciones parlamentarias. La mezquindad política existente en la política venezolana le ha negado el reconocimiento unánime que merece y sigue ostentando por ese gesto democrático ejemplar. Desde el año del 2002 todos los voceros periodísticos opositores anuncian que el tiempo del gobierno chavista está por terminar; la misma oposición ha escogido el que creía el camino más corto varias veces y ha resultado el más largo.

Antes que nada debemos reconocer que el chavismo es algo más que corrupción, represión, militarismo e ineficiencia. También las especificidades de los partidos que componen la alianza opositora deben ser revaluados, presentadas abiertamente hasta con orgullo ya que es la suma de especificidades es una fortaleza, ocultarlas en aras de la unidad fue un error.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *