El que se equivoque menos gana

Rodrigo de Castilla

El PSUV puede modificar una tendencia en días; está muy bien organizado y la maquinaria clientelar funciona.

En el PSUV de Vargas hay dos campañas en movimiento cada una de ellas con equipos distintos; necio negar que entre ellos hay diferencias irreconciliables.

Una de estas tendencias-la más fuerte mejor organizada- lucha contra el VOTO CASTIGO que está tomando fuerza y entiende que las promesas no son suficientes sino las acciones; inauguración y culminación de obras.

La oposición tiene el viento de cola por la dramática situación social y económica empeorada por el bloqueo criminal que influirá notablemente a su favor.

¿Cuál será más dañino: los chapuceros del Comando de Olivares o los engreídos triunfalistas del Comando del PSUV?. De esto dependerá la victoria de uno de los bandos.

Dos imponderables: los ciberactivistas y los grupos evangélicos/cristianos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *