Los que trabajan en el sector público militar

Rómulo Pardo Silva

Su área es paralela a la de impuestos, obras públicas, aduanas, educación… pero a los militares no se les aborda como lo que son, funcionarios de uno de los servicios del  estado.

La gran mayoría de la gente que maneja las armas del estado son jóvenes populares que sirven gratuitamente, otros llegaron así y decidieron firmar el contrato para tener un empleo.

El comportamiento de ese servicio está entregado a un número reducido de funcionarios que cuando jóvenes optaron por profesionalizarse para ocuparse en esa área.

Históricamente sus integrantes se distancian del resto del sector público y forman un bloque con los grandes propietarios internos y externos.

La excepción en América hoy son los de Venezuela y Cuba.  

La demostración más reciente de ese vínculo es el golpe empresarial en Bolivia el 2019 contra el presidente Evo Morales. Ahí los funcionarios armados fueron decisivos junto con los de la policía.

Elegido con el 55% de los votos un año después Luis Arce, del MAS, exministro de Evo, su conducta no ha cambiado.

Evo Morales advirtió de la posibilidad de que se repita un golpe de Estado. «Sigue vigente el tema del golpe”. La Razón

Movilizaciones de militares del sector pasivo señalaban: “Este es el primer paso que está dando el Gobierno boliviano, lo que quiere hacer es amedrentar a todos los bolivianos para que nadie se anime a protestar… La reserva se moviliza porque al interior de las FFAA están molestos, porque no tienen garantías para ejercer sus funciones”.

Un exmilitar abogado dice “… no porque (Luis Arce) sea el capitán general de las FFAA puede ordenar que den información”, pues, “las FFAA tienen soberanía y hay que respetarla”. Jhonny Peralta Espinoza, Rebelón | 29/12/2020 |

El presidente de Bolivia, Luis Arce, cambió este martes (29.12.2020) al Alto Mando Militar a poco más de un mes y medio de haber tomado juramento a la anterior cúpula militar. DW

El presidente boliviano, Luis Arce, designa nuevos cargos de cúpula militar, tomando juramento a 5 generales. El general César Vallejos fue posesionado por Arce como nuevo comandante en jefe de las Fuerzas Armadas. Hispantv

Este compartimento del aparato estatal que suele ser nombrado fuerzas del orden en Bolivia ante un gobierno plurinacional constitucional exitoso fue auxiliar en un golpe que desorganizó y empobreció la sociedad que lo emplea.

Para cambiar la oposición violenta de ese sector público a los proyectos de construir una nueva organización a los países se debe cambiar el modo de mirarlo.  

Ellos son trabajadores públicos con sueldo, prestaciones familiares, previsión… Formados en un sistema que controla las leyes, el trabajo, la distribución, el pensamiento y los categoriza como distintos a sus pueblos.   

Se debe entender que en ese servicio hay integrantes que piensa distinto.

En Chile hubo funcionarios de la defensa que entendieron y colaboraron con otros sectores de la población en la realización de un nuevo marco económico, político, social. Lo mismo ocurrió en Bolivia, Perú, Uruguay, Brasil.

El temor y cierta negativa a dialogar con estos funcionarios se debe romper desde la base social y la política.

Sin la pasividad aislacionista hacer que el sistema educativo enseñe a sus alumnos los hechos en que la mayoría del gremio actuó como partido de derecha y una minoría respetó los términos del contrato.  

Los gobernantes deben reunirse en asambleas con esos trabajadores para explicarles su función legal. Abrir el acceso a los jóvenes de todos los niveles socioeconómicos a las escuelas de la profesión. Poner término a la formación política que les hacen empleados militares estadounidenses.

Es el momento para los bolivianos… pero no solo para ellos.

Por una civilización sostenible solidaria

Mientras no haya partidos y movimientos civilizatorios todos ellos como sus masas son conservadores 

Contacto  romulo.pardo@gmail.com 

Fuente: Mal publicados blogspot.com 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *