No es lo mismo ni se escribe igual chavismo, socialismo, revolución e izquierdas

Por Santos García Zapata

Discúlpenme lo largo de esta nota, pero, cuando creía que iba a morir a causa del coronavirus desee vivir para poder presentar con nitidez mi manera de ver las cosas.

Después que se fugaron del San Carlos en el año 1967 tuve ocasión de conversar largamente con Teodoro Petkoff, Pompeyo Márquez. Era miembro del equipo de Seguridad del jefe Militar del PCV German Lairet con frecuencia conversábamos.

Me pregunte hace un tiempo como German Lairet termina siendo Ministro de Carlos Andrés y más tarde Teodoro y Pompeyo ministros de Rafael Caldera. No los califico ni censuro solo deseo encontrar racionalmente las razones de esas posiciones. La llamada lucha armada de los años sesenta fue un fracaso que tenía como base que inconcebiblemente, absurdamente, insólitamente pusieron en acento en la lucha guerrillera en el campo en vez de hacerlos en las ciudades, donde eran fuertes, estaban bien organizados y contaban con apoyo popular. Fue un derroche de valentía, generosidad, solidaridad, heroicidad, valor y entrega de cientos. “La entrega de los mejores cuadros de jóvenes quienes heroicamente se inmolaron en esta guerra, tanto como en las ciudades y pueblos como en las montañas tras los sueños de un mundo mejor”

Pero fundamentaron todo en inmenso error de apreciación, en un terrible y errado diagnóstico. Escribieron libros, cientos de crónicas todos los intelectuales de izquierda y líderes de la izquierda justificando, apoyando esa lucha, era difícil en esa época a los pocos que entendíamos que todo estaba fundamentado sobre una burda imitación de lo que hizo Fidel Castro en la Sierra Maestra y no en una valoración sensata de las condiciones venezolanas. Eso venía desde la apreciación errada de que el 23 de enero de 1958 Pérez Jiménez fue derrotado por la insurgencia popular y no por un Golpe de Estado como en realidad sucedió. Vender esa idea, pregonar ese mito que el 23 de enero fue una Revolución frustrada (traicionada) llevo a miles de jóvenes más tarde a ese terrible error de la lucha armada. Decían y vendían” el pueblo el que había derrocado a Pérez Jiménez en las calles”.

QUE HACER HOY Y QUE NOS ESPERA

Hay más diferencias entre un funcionario chavista y un revolucionario o socialista que entre un opositor y un oficialista. En el estado La Guaira se inscribieron 105.000 guaireños en el PSUV. Podemos decir que la casi totalidad de los dirigentes del PSUV y funcionarios públicos desconocen la ideología socialista y están bien lejos de ser izquierdistas. Esta afirmación sabe a perogrullada. El COVID 19 y antes la hiperinflación desnudaron patéticamente la personalidad de la mayoría de dirigentes chavistas y funcionarios públicos. Al igual que todos lo único que los motivaba era un desmedido afán de lucro. Llegaron a apropiarse en el estado La Guaira -en la mejor época- de más de 30.000 bolsas CLAP que eran vendidas a restaurantes, hoteles y bachaqueros.

Igual que desde la IV Republica donde clínicas privadas de la región compran instrumentos robados de los hospitales públicos al igual que medicinas. La casi totalidad de las clínicas de la región estafan, roban las compañías de Seguros, esa es la razón por la cual cada año son mayores los seguros. Un mayor porcentaje de la póliza va a los bolsillos de los dueños de la clínicas ; ante la mirada indiferente de un gobierno que se autodefine socialista, revolucionario y/o de izquierdas.

NO EXISTE UNA SOLA LEY SOCIALISTA NI UN ESPACIO SOCIALISTA EN VENEZUELA

En Chile el país más neoliberal de América Latina hay cientos de comunas que funcionan muy bien, Alemania la cuarta potencia capitalista del mundo hay miles de cooperativas. Decía el más agudo de los politólogos del siglo XX que “un gobierno se juzga por su praxis no por lo que dice que es.”

En Venezuela somos únicos en el mundo; no existe en ningún otra sociedad de la tierra un gobierno que sea juzgado por lo que dice que es.

Si bien la izquierda ha ido perdiendo su valor en parte con la llamada crisis de las ideologías, siendo recientemente reemplazadas por otras categorías ante su anacronismo hoy hay nuevos términos por ejemplo como lo son los temas del medio ambiente y la bioética. Hay graduaciones en cada familia. No existe una única izquierda, existen muchas izquierdas, como, por otro lado, hay muchas derechas

LOS VALORES DE UN REVOLUCIONARIO

1.-Un revolucionario (socialista o de izquierda) es un hombre solidario; lo más valioso es la vida humana. Nada puede estar por encima del respeto y valoración de la vida humana. Esto significa que la salud pública tiene prioridad.

2,- La ética es un valor muy importante y se desprende que primero que su interés personal está el interés colectivo, que si es funcionario público esta condición un sacrificio no un premio, debe beneficiar la sociedad antes que nada. Igual debe proteger la naturaleza. Obviamente las palzas y las áreas verdes que son sitios de recreación de la familia y los niños; las plazas deben ser sagradas.

3.- El hombre de izquierda y/o socialista no aceptaría bajo ninguna circunstancia la tortura, ni mucho menos quitarle una bolsa o un derecho a un ciudadano por sus ideas políticas, rechaza los privilegios. No aceptaría nunca que los altos funcionarios públicos van a costosas clínicas privadas mientras que el pueblo va a hospitales destartalados.

4.- El revolucionario/socialista/izquierdista es anticonsumista . Tiene valores. Defiende la dignidad con actos de solidaridad y comprensión mutua, incluyendo a todos sin discriminación, respetando el derecho ajeno, respetar la libertad de expresión etc.

EN LOS AÑOS 2004 AL 2009 FUIMOS CONTAGIADOS POR EL MORBO DEL CONSUMISMO

Fuimos consumistas Venezuela se encuentro entre los primeros consumidores de whisky ( 2008). Venezuela supera a México y Brasil en ventas de celulares Blackberry, con más de 1.600.000 unidades en uso. La explosión del consumo se expresó también en la adquisición, de hornos de microondas (el número de hogares que lo posee se triplicó), DVDs (se septuplicó), aire acondicionado (se cuadruplicó) y otros productos. En 2004 tuvimos un consumo de US$2.523 per cápita y no se detuvo hasta 2009, coincidiendo con una bonanza petrolera sin precedentes .Esto explica por qué en diversas encuestas aparece una franja del 40 % de los venezolanos que añora al gobierno de Hugo Chávez Frías. Esto pesa fuertemente en el presente y será determinante en el futuro.” No hay estudio que hagamos(DATINCORP) en el que no se refleje que, no menos de 40% de la gente dice que quisiera que Chávez fuera presidente. Esto le abre las puertas a los chavistas.

En cierta ocasión El centro comercial Sambil, uno de los más emblemáticos y grandes de Caracas, abrió sus puertas a las 8 de la mañana y las cerró a las 12 de la noche en la celebración del día Black Friday. Los líderes chavistas se convirtieron en consumistas. Lo vieron como algo correcto.

5.- La democracia interna no sólo se predica, se practica». El gobierno debe correr con los gastos de los servicios públicos. Tener como objetivo crear un estado del bienestar del que puedan beneficiarse todas las personas.

DECIA SIMON BOLIVAR “CON MODO TODO SE PUEDE”

Quien quiere hacer política día a día debe adaptarse a la regla principal de la democracia, la de moderar los tonos cuando ello es necesario para obtener un fin, el llegar a pactos con el adversario, el aceptar el compromiso cuando éste no sea humillante y cuando es el único medio de obtener algún resultado»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *