Se nos fue nuestro querido Lisandro

Luz Marina Molina.-

Dios!! este es un día sumamente triste, imposible no llorar y sentir tanta pena, por la partida de nuestro entrañable amigo y compañero de Corpoelec, Lisandro Molina.

Difícilmente conseguimos en el camino, con tanta frecuencia, personas como él; y no lo digo porque ya no esté en este plano, sino que este caballito de las mil batallas, acérrimo trabajador, solidario como nadie, significó mucho para cada uno de los trabajadores de Corpoelec, La Guaira, donde siempre se destacó. No había montaña, ni vegetación en todo el Estado, desconocida por Lisandro, con sus muchachos de pica y poda, a quienes siempre, por poco recursos que tuviera, atendió, con altísimo grado de compromiso y responsabilidad.

Para mi fue y será orgullo, haber escrito centenares notas de prensa, para destacar su labor intachable, siempre estaba pendiente de que le nombrara a su equipo, y a quienes también lo acompañaron en su gestión, los milicianos de las ADI 421, 422 y 423.

Que tristeza hermano tener que despedirte, lo siento en el alma y lo sabes, seguro puedes estar Lisandro, que soy en este momento, la expresión de todos tus amigos y amigas de Corpoelec, quienes al igual que yo nos sentimos inmensamente impactados y dejando brotar tantas lágrimas, por tu partida.

Lo diste todo viejo, te toca descansar

Dios te recibirá.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *